sábado, 28 de abril de 2012

Rumbo al tiempo

Contradigo hoy mi discurso,
tan iluso incluso absurdo,
pendenciero y mal amante
siempre fui un fracaso andante.

Pasa una y luego otra,
fiel y odiosa la derrota;
tan afable y mentirosa
ella ardiente y candorosa.

Pobre hombre sin ingenio,
lo digo siempre ante el espejo,
el reflejo de un pedante,
incapaz sumo arrogante.

Nunca fui más que el vecino,
que rondaba los pasillos
saboreando gota a gota
el dolor que hoy me congoja.

Perdedor sin duda alguna,
ganador lo pongo en duda
pues la ruta me ha enseñado
mal alumno he resultado.

Mañana quizá podré cambiar
y el libro en llanto decorar
nuevas letras componer
y al futuro corromper.

Corta hora he tenido
Whisky, Vodka algo de vino
ya no alcanza la pasión
cuando se carece de corazón. 

Yo también tengo el flow

Si me le acerco se siente caliente el ambiente
con trago y perreo, formo el ballaqueo
la jeva menea rompiendo caderas
se acicala su dueño, vamo al bailoteo.

Al garete en la disco ya el trago esta listo,
te pongo en la mesa mi sucia princesa,
el bicho se crece, tu olor lo enternece
no busco budaskas, lo mio son gatas.

Cabrona la vida, charro el que no viva
chequéa la ruta, con flow pa´ la tumba´
con bling bling al cuellom y el corillo al rastreo
dembow hoy pal alma, se alborota, viene y salta.

Vamo´ a romperla a fuego y sin tregua
sandungueros encantaos, aquí no bailan currulao
y si se pone bien calmao
el gatillero está contratao.


domingo, 22 de abril de 2012

Del amor y otras guerras perdidas.


He descubierto cuan grande es la ilusión,
cual es el camino correcto a la perdición,
la poética prosa que hace diferente mi canción,
el beso aberrante que pone en jaque el corazón;
el querer iluso que en ti roza hasta lo absurdo
momentáneo padecer que fenece un día después,
encontré la clave luego de extraviar el candado,
respuesta a una pregunta que todo mundo ha contestado.

Maldito aquel momento de pudor y desconcierto,
dar en vano vida y tiempo por un sol jamás eterno,
insufrible, insoportable estacionado en el desierto
pusilánime ferviente he comprado hoy mi suerte
fundamentado en el pavor encarnado en el desvelo
suspirando gota a gota el dolor entre tus senos
desgarrado entre pasiones y encarnado en mis dolores,
cicatrices aferradas contra todo y ante nada,

Escribo letras sin sentido encerrado en este castillo,
la burbuja hoy se cierne a la puerta inclemente,
encerrado y confundido, parece nada tener sentido
ya las drogas y el alcohol han cambiado su objetivo:
pero siempre supe que esta guerra estaba perdida
como niño intente luchar una batalla desabrida
sesgada a mi derrota y creciente día tras día
ahora sin remedio pago el precio con mis sueños.

viernes, 20 de abril de 2012

Canto a la confusión

Un giro, dará vuelta a nuestro ser.

Perdida alma se aventura en mar de espadas,
se postra frente al sol y desvía su mirada
al aberno que trasciende y en vil realidad enmudece
frente al incrédulo, el demente, el odioso y el decente.

Lágrimas sin dueño habitan,
corren por la vida y gritan:
¿Dónde encontraré consuelo?
¿Hasta cuándo perderé mi suelo?

Impotente tierra incapaz de ser amada,
indolente, agobiada, desolada y encallada
en la ruta desarmada, 
por dolor siempre enmarcada.

Tanta paz te ha pedido 
el hijo de un pecado tan divino,
dueño de la sombra al sol vecino,
aquel paciente entre dunas decaído.

Creando puentes indebidos,
derribando muros concluidos,
despejando brumas entumidas,
socavando letras nunca escritas. 

Mundo gris de verde ya perdido,
tinte desolación, tono rojo encarnecido,
destellos de dolor negro y olvido,
carencia y desobediencia los pinceles escogidos.

Letra muerta en un papel envejecido
sin valor a un mundo actual ya desabrido,
cuentahabiente en el banco del destino,
ahorrándose mil pasiones y deseos escondidos.

Voluptuoso el estandarte, hoy como siempre tan brillante,
destellante y lascivo, solo morbo hemos vendido
guerra y muerte vespertina, dueña aberrante de la biografía
mal escrita y desabrida, del hogar que hoy termina.

miércoles, 18 de abril de 2012

Como dicen los Tibetanos...

Recuerdo como si fuese ayer,
cuando la vida era un boceto en el papel
dibujado entre colinas de café,
revestido de un invierno incesante;
donde el sol sería juzgado prisionero
y la brisa castigada con recelo,
donde el hambre era pan de cada día
y el infierno calle a calle revestía.

Pienso tanto y tanto muero en el vacío,
del olvido y al suplicio estremecido,
tan doliente como madre repitente
en la materia insensata de la muerte.

Pasa el tiempo y expira el boleto de entrada,
la fila de acceso al evento ya esta caducada,
me he quedado sin pretextos, sin razones, sin jugadas
la estirpe de mi historia se derriba entre miradas.

Muere el mundo con regalos nunca abiertos,
de pasiones no avivadas y de besos ya desiertos;
fenecen esperanzas para el mundo en desconcierto
pero queda la ilusión del futuro venidero.

domingo, 15 de abril de 2012

Con la lluvia en los zapatos



Dentro de todo, fuera de nada
cegada estaba hoy su mirada
fría y tan blanca como esa anoche
parca y distante, solo reproches;
fenecen sueños en su morada
su piel gitana no dice nada
palabras mueren en su armadura
la soledad carcome fugaz dulzura.

Lucha constante al don resonante
viejos amigos hoy tan distantes,
guerras pérdidas, ahogadas en laxante
un alma extraviada cae en ese instante.

Desolador quizá, agobiante tal vez
so pena de muerte, eso aun no lo sé;
el paraíso se nubla y he perdido el lazo,
la falta de amor, el feroz fracaso.

El fisgón de tu vida y ladrón de veladas,
hoy ya no te espía, hoy no espera nada;
obstinado amante en cualquier instante
hoy se desdibuja sin poder dejarte;
aferrado más que nunca, pero perdiendo la fe
acérrimo ocupante que abandono su papel,
escritor frustrado de letras que se han olvidado,
prosa de días alegres, poemas desafortunados.

¿Y si la vida no cerrara sus puertas?
¿Si tu recuerdo es la llave maestra?
¿Correría a tu búsqueda como lo hice antes?
Tres interrogantes, tan vanos como ignorantes.

Tomaste el tren con rumbo a la deriva,
o quizá fui quién se perdió mientras dormías;
apasionado y vehemente, enmarcado en quebrantos
de un pasado con futuro, que en presente ha quedado.

viernes, 13 de abril de 2012

Sudor, danza y sabor

Entre interrogantes y exclamaciones
falsos temores, oscuros corazones,
tierra querida, patrida dolida
como te sufro día tras día.

Sangre y sudor marcan la parada,

trabajo y amor esperan la llamada,
café, flores y lindas mujeres,
cielo inspiración de eternos quereres.

Cuanto misterio esconden tus calles,

cuanto dolor en cada detalle,
tiempo pasado, presente y futuro
esperan un sueño bendito y desnudo.

Bogotá, la gran selva de cemento;

Cartagena, paraíso y misterio,
Cali bella, puro ritmo y sabor,
Chocó, hermanos de raza y corazón.

Colombia herida, pero siempre en pie

a son de cumbia, guacharaca y mapalé;
esta vida y otras no alcanzan para agradecer,
el júbilo infinito tricolor tiñe mi ser.

jueves, 12 de abril de 2012

...Suin Romanticón... (Monseiur Periné)


Embriagado, luego absurdo

Te conocí una noche,
un bar fue el lugar
decadente de hecho,
poco por mencionar,
notas sin ton ni son,
notas de aquella canción
tan repentina como el fulgor,
de un valiente corazón.

La luna mi tierna dama,
ingrata del sol enamorada
perfumado hasta los dientes,
como siempre irreverente
irremediable loco andante,
de la noche fiel amante
vodka, luces y un buen son;
me acompañan sin razón.

Sirva un trago y luego el otro,
hoy me embriago sin reposo
calle, droga y perversión;
la constante distracción
fuera males y pesares,
hoy me encierro en mis cabales,
un cigarro y luego otro,
no me ubicó, ya estoy loco.

Engendro sabor perfecto,
demonio sediento insaciable
deambulas siempre distante,
absorto del perfecto instante,
el mismo que se hace presente,
el mismo marcado en mi mente
perpetuo suplicio olvidado
de un vaho infernal perfumado.

Indumentaría pesada ya dañada
labor del tiempo con tarjeta marcada
desahogando ya maltrecho mi alegría
alérgico al dolor que me investia;
paso a paso omito el rumbo
noches largas, día absurdo
un ron es hoy mi fiel amigo
que vendrá después, lo dirá el destino.


domingo, 8 de abril de 2012

Cuenta sin contraseña


Estoy contigo en las mañanas,
soy el sol que calienta tu frazada,
el sonido que trastorna tus oídos,
el reloj que marca el 5 matutino,
soy las fresas y el melón en tu cocina,
los faros de neón tras tu cortina,
las gotas de rocío en tu jardín,
el sabor a café que te hace feliz,
soy la puerta que abres día a día,
la conciencia que hace estragos en tu vida,
la elegancia tan presente en tu sonriso,
la mirada perturbante que hipnotiza,
la llamada a las 3 de la mañana,
la crudeza de dolor en noches calladas,
la ventana que se cierra a buena hora,
el abrigo que ahora guardas en tu alcoba,
soy amigo, confidente y disidente,
soy el invitado indeseable en tu mente,
soy promesa del martirio enamorado,
soy la cerradura al camino equivocado.

sábado, 7 de abril de 2012

Remembranza de un colapso nervioso

Después de juntos recorrer este camino,
después de tantos versos a tu oído,
más allá de las palabras sin sentido
el adiós se hace presente y trae consigo al olvido.

Buscas las maletas de polvo cubiertas,
me pierdo entre razones y no encuentro las respuestas,
un porqué, un cómo, quizás un cuando,
inútiles intentos a tu insensato acto.

Lleno de recuerdos, de momentos compartidos
la pasión desenfrenada, desquiciados sin motivo,
un compromiso ha quedado en el olvido;
mis acompañantes, un cigarro y aquel anillo.

Un millón se sueños sin cumplir han quedado,
unos cuantos edificados, al fin y al cabo derrumbados,
promesas que en solo eso han quedado
de una vida entera al más oscuro quebranto.

Las marcas en mis brazos empiezan a nacer,
horas infinitas me condenan a saber
que otro autor a tu vida le has buscado,
relegado ahora estoy a ser solo un desempleado.

Con la fuerza que aún me resta tomo pluma y un papel,
el motivo no es el mismo al de letras del ayer,
de un pasado convincente a un presente indiferente,
un futuro decadente preparado aparentemente;
"Perdón por no ser lo que querías,
por darte la llave maestra de mi vida,
por mañanear durante años, día tras día
con el único objetivo de verte mientras dormías".